Gary Woodland fue el campeón del U.S. Open 2019 en Pebble Beach

Woodland se anotó con el título en suelo californiano

El estadounidense Gary Woodland, en una definición apasionante en Pebble Beach, se quedó con el título del U.S. Open 2019, embocando un espectacular ‘birdie’ en el hoyo final del campo californiano para lograr su primera gran victoria en el golf mundial.

Woodland, que no estaba en las cuentas, se interpuso entre su compatriota Brooks Koepka y la posibilidad de lograr una histórica tercera celebración consecutiva en este Abierto de Estados Unidos, algo que no ocurre en más de un siglo.

Koepka mantuvo la presión hasta el final y Woodland respondió con gran golf, imperturbable y con mejoras a cada hoyo, como en el par 3 del 17 al pegar un ‘chip’ desde el otro lado del ‘green’ y que prácticamente le entregó la victoria al dejarla a escasos centímetros de la bandera. O como en el 14 al impactar una madera 3 desde 263 yardas a solo 10 pies, otro tiro magnífico en el día.

Necesitando tres ‘putts’ para ganar, Woodland terminó con estilo, embocando desde 30 pies para una ronda final de 69 (-2) y un global de 271 golpes (-13), a 3 de Koepka. “Nunca me permití pensar más allá, no quería adelantarme. Cuando emboqué, el círculo se cerró. Fue una gran victoria, especial aquí en Pebble Beach”, señaló.

Koepka, por su parte, aportó ‘score’ de 68, quedándose con un récord de todas maneras en la historia. El estadounidense fue el primer jugador en anotar las cuatro rondas por debajo de los 70 golpes en un Abierto de Estados Unidos sin ganar.

Dos hoyos fueron claves, los citados 14 y 17. En el primero, como se dijo, pegó con su madera 3, salvando por centímetros el búnker y dejándola para un águila que se convirtió en el ‘birdie’ anunciado. Y en el 17, de par 3, la puso a la izquierda de la bandera con el hierro 5, ‘chipiándola’ al otro lado para meter el par que resultó clave.

Adelante, Koepka erró desde 10 pies en el 17 y se pasó de la bandera en su apuesta por el águila en el 18, quedándose en pares. Woodland jugó de manera conservadora el 18 e hizo un último ‘birdie’ que solo importaba para el libro de registro. Era consciente que Woods tenía como récord el 272 (-12) en el año 2000 y le apostó a superarlo, lográndolo con ese gran ‘putt’.

Koepka, por su parte, comenzó cuatro golpes atrás en su intento por unirse a Willie Anderson como los únicos jugadores en lograr tres victorias en línea en la competencia, llegando a cuatro aciertos en cinco hoyos. Luego, su juego se estancó, con un ‘bogey’ en el 12 como su última novedad.

El inglés Justin Rose fue el único que atrapó a Woodland en un momento del día, en el hoyo 1 del día. Sin embargo, en el 2 cometió un error y Woodland hizo ‘birdie’, dejándolo detrás desde ese momento.

Pese a intentarlo varias veces, Rose no aprovechó, compartiendo la tercera colocación con tres ‘bogeys’ en un tramo de cuatro hoyos en los últimos nueve al lado de los estadounidenses Xander Schauffele (67)y Chez Reavie (71) y el español Jon Rahm (68).

Vea POSICIONES FINALES

SHARE THIS POST

  • Facebook
  • Twitter
  • Google Buzz
  • Reddit
Author: Pga Colombia View all posts by

Leave A Response